sábado, 22 de enero de 2011

RESERVA NATURAL HUMEDALES DE APACUNCA--CHINANDEGA.

LA BELLEZA DE LOS HUMEDALES DE APACUNCA.
Apacunca
Creada en 1996 por el artículo 154 de la Ley 217, Ley General del Medio Ambiente y los Recursos Naturales, publicada en La Gaceta No. 105 del seis de junio del año 1996, con el fin de conservar las últimas poblaciones del maíz primitivo o teocinte Zea nicaragüensis, especie endémica de importancia mundial y única especie de teocinte que crece al nivel del mar. El área protegida se localiza entre los municipios de Somotillo y Villanueva, Chinandega, al norte de la región del Pacífico de Nicaragua, a unos 170 km. de la capital Managua.

El teocinte nicaragüense se considera como una especie silvestre única en América; diferenciándose de otros teocintes como el Zea luxurians y el Zea diploperennis por características propias y por la evidencia morfológica que ubica a esta especie como más primitiva.

La Reserva es hábitat de plantas silvestres de trópico seco emparentadas con cultivos alimenticios tales como variedades de ayote silvestre conocidos como ayote de caballo (Cucurbita spp), papayitas silvestres (Carica peltata), y cactus silvestres emparentadas con la pitahaya y conocidas como teonoste (Opuntia spp). Existen también pequeñas poblaciones de bambú americano (Bambusa aculeata), a las orillas del río Villanueva.

Fisiográficamente, el área protegida de Apacunca forma parte de los Llanos de Cayanlipe con elevaciones menores de los 20 m.s.n.m. Los suelos de la llanura se originaron por deposiciones de materiales piroclásticos depositados en aguas someras como producto de erupciones correspondientes al cuaternario pleistocénico.

Presentan texturas que varían desde muy arcillosos hasta franco arcillosos con pendientes menores del 10 %. Según Holdridge la mayor parte de esta área corresponde a zonas de vida de Bosque Seco Tropical (bs-T).

La precipitación es de aproximadamente 1600 m.m. por año. Igualmente presenta un periodo canicular definido, durante la época seca ocurren el 8% de las precipitaciones y el 92% durante la época de lluvia. La temperatura media anual oscila entre los 28.0 y 29.0 grados centígrados.
Diversidad de ecosistemas:

Se encuentran cuatro tipos de ecosistemas: Bosque semideciduo aluvial de galería o simplemente conocido como bosque de galería, Sabanas de arbustos deciduos, Llanos inundables y Sistemas agropecuarios

Los bosques de galería son bosques tropicales latífoliados aluviales que se encuentran en un estado relativamente bien conservados a lo largo del río Aquespalapa o Villanueva. Prácticamente la frontera agrícola ha llegado hasta los bordes de estos bosques. Son bosques con poca diversidad de especies debido a que las maderas preciosas fueron cortadas en el pasado cuando se establecieron los primeros propietarios en el área y también debido al efecto de muchos años de quemas agrícolas y de plagas como el comejen. Se observa la presencia predominante de tres especies que son el genízaro, Pithecellobium saman, guanacaste blanco, Albizia caribaea, y guanacaste negro, Enterolobium cyclocarpum.

Las sabanas de arbustos deciduos constituyen otro importante ecosistema. Hay vastas planicies cubiertas con matorrales de acacia, Senna siamea, y jícaros, Crescencia alata y Crescencia cujete, así como otras especies como el genízaro, Pithecellobium saman, cornizuelo, Acacia farnesiana, chilca, Astianthes viminalis, guanacaste blanco, ceiba, Ceiba pentandra, guanacaste blanco, Albizia caribaea, guanacaste negro, Enterolobium cyclocarpum,

Los llanos inundables de Apacunca forman parte de la llanura de inundación mareal que produce el río Estero Real. Estos llanos se convierten en humedales temporales al final de la época lluviosa (septiembre-noviembre), formando en ese período una zona importante de hábitat especialmente para aves migratorias tales como Anas discors, Anas clipeata, Anas crecca y entre las aves residentes Dendrocygna autumnalis

Riqueza de especies:

Hábitat de las únicas poblaciones de teocinte, Zea nicaragüensis, encontradas a la fecha en Nicaragua. De las cuatro especies de teocinte existentes el teocinte nicaragüense, también conocido en la zona como maíz de playa o maíz de costa, es el único en el mundo encontrado a nivel del mar y viviendo en un hábitat difícil, caracterizado por altas temperaturas, terrenos parcialmente inundados y suelos vertisoles. Los recorridos de campo muestran que el teocinte tiene una población sana y en desarrollo en una zona de unas 4.5 ha de extensión situada en las márgenes del río Villanueva dentro del municipio de Somotillo . Se identificó otra pequeña área con tres pequeños grupos de teocintes dispersos de aproximadamente 0.5 ha de extensión a unos 3 km al sur del caserío de Cayanlipe , dentro del municipio de Villanueva. Una tercera área, que existía en el 2001 cuando se efectuó un diagnóstico preliminar del teocinte y la reserva Apacunca por parte de la UNA y el MARENA, ya no existe.

Presencia de otras plantas silvestres emparentadas con cultivos alimenticios. Se identificaron variedades de cucurbitáceas silvestres (Cucurbita spp) emparentadas con el ayote, papayuelas (aparentemente variedades de Carica peltata) parientes silvestres de las papayas comerciales y cactáceas silvestres, conocidas como teonoste (Opuntia spp) en la zona, emparentadas con la pitahaya.

Presencia ocasional de pequeñas agrupaciones de caña brava o bambú americano, Bambusa aculeata, en las márgenes del río Villanueva. La caña brava existente en Apacunca y en otros sitios de los municipios de Somotillo y Villanueva es la única especie de bambú que se encuentra en la región del Pacífico de Centroamérica

31 especies arbóreas (Diagnóstico preliminar del teocinte y la Reserva Apacunca UNA MARENA, septiembre 2001).

Variada fauna dulceacuícola compuesta por tortugas de agua dulce Kinosthernon spp, peces de la familia Ciclidae, camarones de agua dulce, y diversas especies de ranas y sapos, entre otras.

Valores que más resaltan en el área protegida.

El principal valor de la Reserva de Recursos Genéticos Apacunca es el teocinte. El hecho que el maíz sea el tercer cultivo alimenticio del mundo, y que el teocinte es su pariente silvestre más cercano, le confieren al teocinte nicaragüense una importancia única como fuente de potencial mejoramiento genético de las variedades comerciales de maíz. Por todas estas características el Zea nicaragüensis puede ser considerado como la especie endémica más importante de todo el territorio nacional.

Diversidad de genes
La Reserva de Recursos Genéticos Apacunca es banco de genes y fuente de variabilidad genética del maíz silvestre nicaragüense Zea nicaragüensis. De acuerdo a los estudios hechos por el Dr. Hugh Iltis en la población de teocinte situada al norte del área protegida, en las riberas del río Villanueva, existen posiblemente siete poblaciones de teocinte diferenciadas entre sí por pequeñas variaciones de carácter morfológico .
Valoración hidrológica
La Reserva de Recursos Genéticos Apacunca forma parte de la cuenca del río Villanueva que a su vez se encuentra situado dentro de la cuenca baja del río Estero Real, la que drena en su totalidad al Golfo de Fonseca.